Los ex funcionarios a honorarios estarían pidiendo sumas millonarias de dinero, acusando despido injustificado
.

Son 38 demandas que interpusieron ex funcionarios a honorarios de la municipalidad de Tierra Amarilla contra la casa consistorial, apegándose a una jurisprudencia de la Corte Suprema. el edil suplente de la comuna, Mario Morales señalo que acatarán lo que el Juzgado de Letra del Trabajo determine.

CONTEXTO

El 31 de agosto fueron desvinculados, por término de contrato, más de 160 funcionarios a honorarios, siendo un grupo de ellos quienes demandan al municipio.

Desde el Departamento jurídico indicaron que estos trabajadores estaban contratados bajo la administración del anterior alcalde y cuando asumió Morales (actual edil) se dieron cuenta que no tenían disponibilidad presupuestaria para renovar los contratos y no habían recursos para cancelar el sueldo de los trabajadores durante el tiempo que habían sido contratados. A raíz de ello, en concejo municipal se aprobó la modificación presupuestaria de 121 millones con el objetivo de hacer efectivo el pago de los sueldos de estas personas.

“Todas estas personas que fueron contratadas por la administración anterior, el contrato fue fuera del marco legal, fue por eso que tuvimos que reunir el consejo en pleno para que sea aprobada la modificación presupuestaria correspondiente para poder dar paso a pagar estos compromisos que se habían adquirido fuera de la legalidad (…) no se volvieron a contratar porque no estaban los recursos”, especificó el alcalde (s) Mario Morales.

DEMANDA

Un grupo de estas personas disconformes con la situación, demandan al municipio por nulidad del despido, despido injustificado y el cobro de prestaciones laborales ante el Juzgado de Letras del Trabajo en Copiapó. Cada una de ellas estaría pidiendo, en promedio, alrededor de 10 millones.

Demanda que interpusieron apegándose a una jurisprudencia de la Corte Suprema, en que bajo ciertas y determinadas circunstancias, se estima que ciertos y determinados honorarios están protegidos como si fueran contratos de trabajo, aclararon desde el Departamento jurídico.

“Estamos recibiendo las notificaciones de las demandas lo que vamos a hacer es un estudio caso a caso sobre cuál es la situación de los contratados a honorarios y sobre la base de ese estudio se van a ir contestando todas y cada una de las demandas. En definitiva Esperamos que el tribunal laboral nos de la razón y no condene a la municipalidad a pagar estas cifras de dinero porque son muchas personas y cifras muy altas, eso puede significar que la municipalidad se quede sin recursos para cubrir programas sociales”, señaló el asesor jurídico de la municipalidad, Carlos Pérez.

Al respecto, el alcalde suplente, Mario Morales agregó que “están todos los temas judicializados, la municipalidad va a defender los recursos y los trabajadores tienen el derecho de poder apelar las instancias correspondientes (…) nosotros somos respetuosos de los poderes del Estado, así que acataremos todas las instancias correspondientes que termine la justicia.

.
.
Fuente: Diario Atacama (09-12-2017) / Daniela Munizaga