Cuando ya se han cumplido 100 dias desde que asumí un gran compromiso, cuando mis colegas concejales depositaron su confianza en mis capacidades y la fuerza para emprender un desafío como convertirme en el Alcalde de Tierra Amarilla y tener 700 días para cambiar el destino de esta amada tierra, debo primero agradecer a Dios por su bondad y bendiciones que estamos recibiendo. Mi primer compromiso es con nuestros trabajadores funcionarios municipales, dignificarlos en lo personal y laboral, manifestarles que este Alcalde no repetirá los errores que otros cometieron con ellos, quiero que se sientan bien trabajando y sobre todo trabajar para nuestra comunidad.

Quiero manifestar a la comunidad que hemos podido levantar poco a poco esta comuna que estaba bastante golpeada por la naturaleza y por la mano del Hombre, hoy veo a un Tierra Amarilla que desea renacer, que desea volver a sentirse libre y soberana que su gente camine tranquila por sus calles y si debo gobernar todo este tiempo, quiero que también gobierne la comunidad, quiero que sean ellos los que decidan que es lo que quieren para sus futuras generaciones, abrir las puertas del municipio y que sus recursos sean gastados en toda la comuna y no en unos pocos privilegiados del ayer, soy soñador pero también capaz de cumplir los sueños y deseo que Tierra Amarilla se convierta en La Joya de Atacama, Una comuna para todos y todas.

Por fin veremos obras en las calles, los recursos ya están siendo destinados para cambiarle la cara a esta comuna que nos necesita, manifestarles que recuperaremos el Estadio Eladio Rojas Díaz, el Parque Ojancos, y diversos espacios como la casa del deportista, el Complejo Keko Páez, La piscina municipal, el Cementerio Municipal tendremos un cambio enorme e impacto visual a la entrada norte de la comuna, ya estamos trabajando en el Polideportivo, en el Centro Cultural, en la recuperación de plazoletas, que fueron afectadas por los aluviones. En estos poco más de 100 días le hemos sacado una sonrisa a las familias mineras y agrícolas con cosas positivas que nos ayudan a levantar el ánimo.

Se nos viene un año 2018 con mucho trabajo, pero quiero gobernar con la comunidad, vamos a implementar un fondo económico participativo donde las juntas de vecinos serán las que determinen que es lo que necesitan para sus sectores, creo que esta es la forma más transparente, participativa e inclusiva para gobernar con la comunidad, no habrá imposición de algo que ustedes no quieran, será la gente que nos diga que es lo que quieren.

A sido duro el trabajo, quiero agradecer a mi familia que entiende mi obligación con mi comuna y que recibo el apoyo incondicional de parte de ellos, a los funcionarios municipales que con buen trato hacia ellos, responden con buen trabajo y ganas de sacar adelante esta comuna, a los Concejales que me han apoyado para distribuir de mejor manera los recursos hacia quienes lo requieren, por eso doy las gracias a todos por estos bellos 100 días de duro trabajo pero feliz porque trabajo para mi comuna y lo hago desde el alma y el corazón, Tierra Amarilla Comuna de Todos y Todas, una Joya para Atacama.

.
.
Fuente: Diario Chañarcillo 22 de diciembre de 2017